Agradecimientos

GRACIAS POR ACOMPAÑARME EN ESTA CUERDA LOCURA, Y DOTAR DE REALIDAD A ESTE LINDO SUEÑO.

FACEBOOK

http://www.facebook.com/ElPasilloDelSilencio

http://www.facebook.com/jose.sanchezllamas

TWITTER

https://twitter.com/josesanllamas

Translate

sábado, 31 de diciembre de 2016

ALGUIEN QUE SIEMPRE PIENSA EN TI

ALGUIEN QUE SIEMPRE PIENSA EN TI

No puedo acabar el año sabiendo que estás triste,
que alguien robó la razón de ese gesto
pronunciado de tus labios que expresa tanto…
Como puedes ver no puedo acabar este año
sin pensar en ti, en lo mucho que me importas…
Hoy, el mundo tiene motivos para deberte una disculpa
por amanecer cuando tú oscurecías,
pero sé siempre hay un mañana,
y ese mañana es otra oportunidad,
ese mañana es otro año y, yo,
no podía acabar éste sin hacer nada
para que tuvieras un motivo
por el que sonreír sabiendo que
hay alguien que
SIEMPRE PIENSA EN TI.


Autor: José Sánchez Llamas.

viernes, 30 de diciembre de 2016

ROMPAMOS EL PROTOCOLO

ROMPAMOS EL PROTOCOLO

Rompamos el protocolo dialéctico
de este monólogo escrito.
Vayamos más allá de toda regla
para romperla juntos,
para crear lo que otros creen imposible.
Cuesta comprender que nos separe, tanto,
una frontera tan frágil como el papel.
Te pido ayuda para traspasar este muro,
para sentir juntos esa experiencia,  
y tener un orgasmo menos textual
y más sexual.
Por esta vez, quiero ser yo, el que escriba
sobre tu cuerpo y no sobre este folio,
para leer e interpretar todos los puntos
y las comas que marcan tu piel,
porque quiero descifrar tus silencios
y dejar que sean tus ojos
los que me traduzcan
cada una de tus intenciones…
Olvídate del léxico y su forma,
no te quedes con las ganas
de pensar qué pasaría entre nosotros,
y rescátame de esta marea blanca…
Entiende mi mensaje,
no hagas caso del contexto
y conviértete en el mejor de mis pretextos.
Busca la forma de atraparme,
de hacerme tuyo en cada fantasía,
de ser traviesa con los versos
y la tinta de mis labios.
No quiero terminar esta carta
y seguir preso en ella,
atrapado en esa relación fría
de escritor y lectora,
pero sé que mientras te escribo esto
siempre llevaré una desventaja temporal
en la que, soy yo, el primero en llegar,
esperarte mientras te escribo, y alejarme
al concluir con el resultado final de mi obra,
pero por una vez, sólo por esta vez,
sería realmente maravilloso tenerte frente a mí,
descifrando miradas, acariciando tu piel
con el aliento de mis labios al susurrarte
todo esto, y volar libre por tu cuerpo.
No quiero volver a morderme los labios.
No quiero volver a quedarme con la ganas.


Autor: José Sánchez Llamas.

PASIONARIAMENTE

PASIONARIAMENTE

Pasionariamente vivo apasionado
de cada curva y cada recta
que mis manos moldean en tu piel
dibujando rutas prohividamente traviesas.
Pasionariamente perverso me convierto
en un animal hambriento
insaciablemente voraz…
Pasionariamente rebelde de instinto
mis caricias destadamente dominantes
se filtran por tu desnudez meciendo
al deseo que nos convoca. 
Apasionadamente, traviesa y rebelde, 
te quiero, pasionariamente.

Autor: José Sánchez Llamas.

EL ÚLTIMO RETRATO QUE FIRMA TU AUSENCIA

EL ÚLTIMO RETRATO QUE FIRMA TU AUSENCIA

Quizás, el último retrato que firma tu ausencia
sea este insomnio que desvela
la piel que vela los versos
que ahora te escribo.
Tal vez, si fuera el dueño de tus besos
te escribiría menos de lo que acostumbro,
sería peor aspirante a poeta,
y dejaría la inspiración sólo
para inventar caricias con las que vestir tu piel.
No sé por qué me autodestruyo tanto amándote,
pero lo cierto es que eres la realidad de todos mis sueños,
la belleza natural que provoca esta voluntad
de luchar por ti mientras quede un latido en mi pecho. 


Autor: José Sánchez Llamas.

ACABO DE VER MI ÚLTIMA FOTO

ACABO DE VER MI ÚLTIMA FOTO

Acabo de ver mi última foto,
y mi rostro denota tu ausencia.
Esa disimulada pose afligida
que intente ocultar, tantas veces,
volvió mostrarse públicamente
para reclamar protagonismo
ante los ojos del mundo
expresando mi anhelo…
Te extraño tanto
que se me hace imposible actuar,
fingir que te olvidé,
que ya no te pienso…
Cuanto más te oculto entre máscaras
más te muestras al mundo,
cuando más callo es porque sigo repitiendo,
en silencio, tu nombre a gritos. 


Autor: José Sánchez Llamas.

BESOS DE SAL

BESOS DE SAL

Maldigo al sediento mar que arrebató con sus olas
el cuerpo de mi sirena, y que me hace buscarla
entre los abismos más pronunciados
y abruptos de esta profunda locura.
Soy un naufrago más que, cada noche,
muere en el mar…
un marinero sin rumbo que se adentra
en lo desconocido buscando la gloria de su piel,
la sensibilidad de su tacto mojado
sobre mi rostro y sus besos de sal.


Autor: José Sánchez Llamas.



MIENTRAS OTROS, TODAVÍA, TE AMAN

MIENTRAS OTROS, TODAVÍA, TE AMAN

Ahora, ya sabes la verdad…
que sus labios jamás tendrán el sabor de los míos,
que tu vida a su lado es una absurda
rutina cotidianamente tediosa,
que elegiste estar con la persona equivocada.
Por fin, te diste cuenta que en su voz
no había cabida para declararse mientras te dibuja en un poema.
Aún, estamos a tiempo
de saber si lo nuestro funcionaría…
¡Atrévete a intentarlo!
¡Basta ya!, de sacrificar cosas por alguien
que, en realidad, no amas,
alguien que creías conocer y,
cada vez, te resulta un ser más extraño.
No merece la pena malgastar más tu amor
en alguien que no lo valora,
alguien que no se desvive por ti,
que no te cuida como mereces,
que ni si quiera conoce lo afortunado que es
al tenerte a su lado,
mientras otros te escriben,
se desvelan y te extrañan,
mientras otros, todavía,
TE AMAN.


Autor: José Sánchez Llamas.



COMPARTIR ESA ENFERMEDAD

COMPARTIR ESA ENFERMEDAD

Hoy, te voy a ir de frente, cara a cara, anclando la mirada
en plena tempestad sincera y kamikaze,
en pleno acto conscientemente inconsciente,
para demostrar con palabras lo que no ves,
aquello que nunca te cuento, porque, sinceramente, hoy,
quiero arrancarte de este papel y su tinta,
sacarte de mi ensueño y hacerte real,
porque hoy es de esos días
en los que necesito sentirte más de lo que te siento,
mucho más de lo que te dejas sentir
entre las fugaces líneas cortantes de un verso…
Éste es mi conjuro para provocarte,
para desnarigar tu rutina y que por una vez,
sólo intentes cometer una locura,
y que esa locura sea yo.
Sería tan bonito compartir
esa enfermedad...


Autor: José Sánchez Llamas.

martes, 27 de diciembre de 2016

GUERRA CONTRA LA SOLEDAD

GUERRA CONTRA LA SOLEDAD

No elegí esta soledad, pero he sido su idílico compañero
todos estos años. Reúno todo lo que ella
puede esperar de alguien como yo y,
a la vez, la soledad es tan chica que puedo
llevarla a cualquier parte.
La mayor parte del tiempo supone una carga,
frustrante, que aprisiona a mis egoístas ganas
de compartir sentidos pero, a veces,
necesito de ella para que mis ideas se ordenen,
para escuchar por un instante mi propia voz.
La soledad eligió mi vida, y yo soy su capricho.
Muchas veces intenta desestabilizarme,
y por eso intento estar conmigo el tiempo justo
para evitar que me atrape en su red de desánimo…
No sé donde encuentro las fuerzas para luchar,
pero el caso es que voy combatiendo los días
esquivando balas de tristeza y silencio, y aún así,
sigo vivo y con ganas de seguir peleando,
con ganas de derrotar la invisible sombra
que me envuelve con su posesivo abrazo.
Al final, la soledad no es más
que la guerra de un loco: la guerra de uno
contra sí mismo.


Autor: José Sánchez Llamas.


miércoles, 21 de diciembre de 2016

AMÁNDOTE SIN FRONTERAS

AMÁNDOTE SIN FRONTERAS

Podemos modificar la distancia y convertirla en aire
para poder respirarnos y saborear tanta ausencia.
Podemos dejar que nos atraviese la piel,
desgarrando las invisibles cicatrices  que, tú y yo,
nos hicimos…
Permitamos que atraviese los huesos para inundar de sentido
cada inconsciente latido expreso y dote de significado
su más amplia expresión romántica…
porque te estoy amando más allá de la distancia y la piel,
más allá de la razón de cada verso,
mucho más allá de la expresión del verbo y su significado.
Te estoy amando sin fronteras que limiten lo que siento,
sin barreras que pospongan esta voz a su letargo,
porque si tú me ofreces distancia yo te ofrezco espera,
si tú me regalas silencio yo le pongo tu voz,
si me regalas ausencia yo la visto con tus recuerdos.


 Autor: José Sánchez Llamas.

MI TRINCHERA DE PAPEL

MI TRINCHERA DE PAPEL

A veces, te juro que quisiera no mostrarme tanto
en las cosas que te escribo.
Te juro, que quisiera ser menos honesto
y mostrarte un lenguaje
más mentiroso y comprensible,
pero estoy, jodidamente, enamorado de la esencia
que contiene tu ausencia porque, así,  tengo algo de ti
aunque no te tenga.
Me encantaría poder abandonar esta trinchera
con forma de papel desde la que lanzo mis ataques
directos a tu pecho, pero me sigue matando tu silencio…
Te juro, que me provoca tanto tu recuerdo,
que me aferro a él como si de un relicario
sobre el que confesar los pecados de mi alma
y mi culpa se tratase, porque soy un combatiente
aferrado a ti, como la única esperanza para redimirme.
Te juro, que mis noches si ti forman parte
de la tortura de mi insomnio, de esta forma
de dibujar suspiros en el techo con forma de estrellas.
A veces, te juro que quisiera no mostrarme tanto
en las cosas que te escribo.


Autor: José Sánchez Llamas.


A MIS TREINTA Y SEIS

 A MIS TREINTA Y SEIS

A mis treinta y seis te sigo esperando,
desnudando margaritas desde los más intimo
de esta depurada soledad, tan reputada,
que guardo para romperla contigo,
del mismo modo, que parto
el verso,
desquebrajando su carácter visual…
porque te extraño desde la tinta de mis venas
con la que te compongo, con la que te invento
y espero una señal para buscarte,
para amarte sin papel,
palpando tu realidad y haciéndola mía,
como tantas veces soñé.


Autor: José Sánchez Llamas.

martes, 20 de diciembre de 2016

PIEL MACARRA DE CANALLA

PIEL MACARRA DE CANALLA

Pervierte esta piel macarra de canalla,
desgárrame los huesos de un suspiro,
desnúdame con ropa y explórame sin ella,
descubre mis huecos rotos del alma
de tanto esperarte y convertirte en sueño…
Devora mis soledades contigo
permitiendo que tu piel sea la cronista
de mis caricias,
lucha contra mis ausencias recordando
la deuda que mis labios tienen con tu boca.
No me sueltes nunca…
Ámame.


Autor: José Sánchez Llamas.

jueves, 15 de diciembre de 2016

TE EXTRAÑO, PRINCESA

TE EXTRAÑO, PRINCESA

Te extraño en el cielo y en su azul,
en las horas y el gris paso del tiempo
que tiñe mi pelo y mi piel de melancolía.
Te extraño desde las nubes de mi fantasía
donde te espero en esta fortaleza irreal,
y volátilmente fugaz, pasajera de los días…
te extraño cotidianamente voraz
devorando recuerdos que alimentan
el alma animal de mi lado más humano.
Te extraño aquí y allá, en cualquier distancia física
que separe nuestros cuerpos
de la melodía inaudible de nuestros latidos…
te extraño desde el corazón a la piel
que guarda en mi tacto las caricias y abrazos
que tanto te debo.
Te extraño desde mis labios al suspiro
que me provoca recordar tu nombre,
y perderlo en el viento como un mensajero
que, frágilmente, se desvanece en busca
de tu pelo provocando esa brisa
que te haga recordar la voz del hombre
que tanto te extraña…


Autor: José Sánchez Llamas.

SILENCIOSOS VECINOS

SILENCIOSOS VECINOS

Sé que nunca leerás esto pero,
hoy necesitaba encontrarte, aquí,
en este instante que dedico a pensar,
porque creo que, como mínimo,
te merecías un verso,
y he terminado escribiéndote un poema.
Voy a escribirte a ti,
que nos separa tanto aunque vivamos tan cerca,
que nos cruzamos por la calle y, en silencio,
dejamos que nuestras miradas se saluden
y se despidan, lentamente.
Confieso que muchas veces he salido
sólo para verte pasar,
para esperar ese instante,
forzadamente casual, de cruzarnos
y tener un motivo para recordarte,
aunque, como siempre,
nunca pase nada.


Autor: José Sánchez Llamas.

lunes, 12 de diciembre de 2016

CERTEZA EMPÍRICA

CERTEZA EMPÍRICA

Mis labios tienen la certeza empírica
de que tus besos nos son una ciencia exacta,
aunque el deseo devore la voluntad de nuestras bocas.
Te juro, que la esencia de todo lo que siento
transciende, enormemente, la conducta de mis actos
volviéndome una sustancia romántica
de esencia bohemia.
En esta ciencia innata e inmanente de amarte
sólo puedo esperar una reacción de mi cuerpo 
a tus estímulos, y tomármelo con filosofía.


Autor: José Sánchez Llamas.

SUPOSICIONES

SUPOSICIONES

Hoy no encontré nada que decirte.
Supongo, que mis sentimientos no hallaron
la forma creativa de reivindicarse
y plantar cara a este vacío.
Supongo, que la expresión del día sería:
“sin novedad en el frente”,
porque mi piel no te extraña más
de lo que te pudo extrañar ayer,
porque este dolor agudo y punzante del alma
desgarra toda dosis de calma,
y no puedo añorarte más allá
de este estado crítico.
Supongo, que soy un recuerdo que se desvanece
consumido por el caos que me dejaste.
Supongo, que no sería correcto mentir
y fingir que sin ti soy fuerte
cuando me hiciste tan vulnerable.
Supongo que, tal vez, supongo demasiado
al pensar que no digo nada
con un silencio que dice tanto.


Autor: José Sánchez Llamas.

sábado, 10 de diciembre de 2016

RECUERDOS DE GUARDERÍA

RECUERDOS DE GUARDERÍA

Hasta ahora, creía que no estaba preparado
para hablar de ti,
de ese precoz suspiro temprano
que me persiguió, tortuosamente, tanto tiempo,
de esa inmadura herida en el pecho
que es imposible olvidar desde la madurez,
porque siempre has sido ese primer sentimiento,
inocentemente noble que, todavía, a pesar de los años,
aún cuando nos cruzamos como extraños, brota,
desde el recuerdo de esa primera voz que paralizaba mi cuerpo
como una locuaz secuencia fugaz de escalofrío lento.
Ahora, desde las canas que nos cubren,
puedo confesarte que mi primera cicatriz
siempre ha llevado tu nombre.


Autor: José Sánchez Llamas.

lunes, 5 de diciembre de 2016

EXPLOSIÓN ERÓGENA

EXPLOSIÓN ERÓGENA

Vacié lentamente los besos de mi boca
sobre su piel desnuda
componiendo un poema erógeno
que avivó el deseo de descubrirnos,
y así fue, como me aventuré
en su íntima fantasía pervertida,
aquella que nadie jamás intentó,
aquella que, ella, me mostró,
sólo para mí, tan prohibida
como emocionantemente excitante.
No necesité más sugestión para aquella invitación,
pues, su cuerpo era un laberinto imperfectamente perfecto
para complacer al placer de nuestro instinto,
para saciar la lujuriosa sed que nos devoraba,
tácitamente, con cada mirada.
Todavía, puedo sentir su respiración entrecortada
en mi cuello deslizándose suavemente,
dejando las huellas de su aliento
como si fuese tatuando lánguidamente
la piel que, posteriormente, mordería, mansamente
sumisa como muestra de su total entrega a mí.
Dominé todo su juego mientras nos besábamos,
y mis manos se convirtieron en una tempestad de caricias
hasta lubricar mis dedos para ser la llave maestra
que liberaba todo ese torrente, de pasión desatada,
que aprisionaba mis falanges cuando fabricaban
secretas danzas para intentar llevarla al delirio.
Mis labios probaron el vedado sabor
que retenía en clausura toda aquella libertad.
Fue entonces, cuando nos desnudamos,
verdaderamente, las almas y fuimos aquello
que sólo nosotros conocíamos,
ese lado oscuro tan lleno de luz
que solemos visitar en la soledad ansiosa de calentura.
Su pecho comenzó a reflejar la naturaleza animal
de su lado más natural, y mis dientes comenzaron
a acariciar aquella hermosa realidad
dejando un cálido rastro de aliento que mecía
la ruta de mi lengua ante aquella claridad.
Así, fui descendiendo en aquella travesía
alborotadamente confusa para los sentidos,
y volví a probar el néctar de su exaltación,
intuitivamente sublime, mi boca y mis dedos
aprendieron el camino de su éxtasis.
Afinando el gusto por el morbo
recogí su sumiso papel, por un instante,
y dejé que mi cuerpo fuera la silla de su cuerpo
mientras encadenaba mi cabeza a su pecho,
y sus caderas se balanceaban al compás
de una melodía de gemidos.
Luego, volví a dominar el juego y la pared
fue el lecho de su sudorosa espalda
mientras arremetía toda la furia
que saturaban mis venas,
y cometía la travesura de controlar el ritmo
hasta logar que ambos lográsemos
el regalo de un final perfecto.


 Autor: José Sánchez Llamas.